Mundo Obrero

SALTA

Presidente de la cámara de proveedores de mineras justificó 250 despidos en Mansfield

Consultado por un medio local, Diego Pestaña, habló en defensa de la patronal. Mientras, trabajadores siguen apostados en las puertas de las oficinas de Mansfield peleando por su reincorporación.

Viernes 3 de julio | 18:17

250 trabajadores a cargo de la construcción de Proyecto Lindero, la primera mina a cielo abierto para extracción de oro, fueron despedidos el 18 de marzo cuando comenzaba la cuarentena en Salta por el coronavirus. Un sector de ellos continúa, hace más de 3 semanas, en lucha por su reincorporación.

En diálogo con FM Capital, el presidente la Cámara de Proveedores de Empresas Mineras de Salta (CAPEMISA) actuó, como no podía ser de otra manera, como vocero de la Mansfield. Pestaña sostuvo que, en el marco de la cuarentena, se suspendieron todas las obras y luego se fue regularizando rápidamente la actividad y han vuelto a tomar casi al 70% del plantel. Comentó que los trabajadores están despedidos porque la obra ya casi terminó.

“En Mansfield se contrató una empresa que se llama EDVSA, de Neuquén, que vino acá a trabajar. Esta empresa, en el desarrollo de su trabajo empezó con problemas económicos no solamente en Salta si no básicamente en el sur, en la zona de Vaca Muerta y dejó de pagar sus compromisos. La obra que estaba haciendo en Mansfield terminó prácticamente en un 95% y se suspendió el contrato. Los trabajadores son trabajadores de EDVSA contratados para hacer esa obra. Si termina la obra, se termina su trabajo. No es, como se plantea, que la empresa (Mansfield, NdR) tiene la obligación de tomar a 250 personas que trabajaron en la obra”. Y, a modo de ejemplo, Pestaña sostuvo cínicamente, que “es como que yo te diga que construí un edificio, trabajaron 300 personas, terminó el edificio, se acabó la obra y ahora quiero que me des para vivir en el edificio porque yo trabajé acá”.

Además, el titular de CAPEMISA, que dijo conocer muy de cerca la actividad de Mansfield, centró el problema en que “las empresas locales tienen continuidad de trabajo y tienen compromiso permanente con Salta y con los empleados y mineros de Salta. Las empresas que vienen de afuera no tiene compromiso ni con Salta ni con la minería, si no que vienen por una oportunidad de negocio y se van”. Sin embargo, remarcó que “Mansfield no es responsable de que se haya terminado la obra y que la gente deje de trabajar, eso es una cosa normal, son etapas".

Según afirmó, “Mansfield está terminando la construcción de Proyecto Lindero, unos 30, 60 días, y ahí entra en la fase de operación y es una empresa que tiene intereses en seguir invirtiendo y eso hoy en día en Argentina es como una bendición que tenemos, porque no está pasando”. Lo que no pudo explicar Pestaña es por qué, desde hace 4 meses no ha avanzado nada la obra, y si aún quedan 2 meses de construcción por qué las 250 familias desde marzo están desempleadas sin cobrar un peso, ni siquiera el Ingreso Familiar de Emergencia.

Si el titular de CAPEMISA primero defendió a capa y espada a Mansfield y luego se centró en responsabilizar a EDVSA en su calidad de empresa neuquina no preocupada por el bienestar de las familias trabajadoras salteñas, por último agudizó el ojo y atacó sin titubeos.

“Yo creo que esto se ha politizado, lo están usando para perjudicar. Y lo que están haciendo puede perjudicar, no a Mansfield si no a la provincia de Salta. Hay una cantidad de gente que está trabajando en Mansfield, donde se hace una inversión gigantesca y si uno lo ve con un poquito de amplitud, hay que ver esto en vez de plantear inconvenientes y ponerle piedras en el camino por un oportunistas o un par de oportunistas que quieren sacar un rédito que no corresponde”. En alusión a los obreros y sus familias que sostienen la lucha por la reincorporación a sus puestos de trabajo enfrentándose a la prepotencia de Mansfield, el rol propatronal de UOCRA y una secretaria de Trabajo que deja correr los despidos, como viene haciendo en cada conflicto. Y que reciben la solidaridad de trabajadores, artistas callejeros, organizaciones sociales, de derechos humanos y políticias.

Frente a la crisis económica y social en curso por el coronavirus, los obreros despedidos de EDVSA son un ejemplo de lucha, por eso es muy importante abrazar su causa y aportar al fondo de lucha para que no sean vencidos por hambre.

Además, acompañarlos en cada medida que hagan por su reincorporación. Este martes a las 10hs realizarán un corte en la avenida San Martín, a la altura del Parque, para visibilizar sus reclamos.






Temas relacionados

Precarización laboral   /   Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO