Sociedad

Ciudad de Córdoba

Medardo Ávila, médico de pueblos fumigados, despedido por tratar a niño con leucemia

Fue despedido de la clinica Caraffa, es reconocido en la provincia de Córdoba y todo el país por sus estudios sobre las consecuencias de los agrotóxicos en la población.

Sábado 20 de junio | 13:24

Facebook

Luego de 18 años de ejercer la jefatura del servicio de Neonatología y Pediatría de la clínica Caraffa de la capital de Córdoba, fue despedido el reconocido médico Medardo Ávila Vazquez. El motivo es lamentable y llena de bronca. Se lo acusa de haber comprado un medicamento, Deltisona, para un niño de dos años que sufre leucemia, de 450 pesos, sin esperar los protocolos de compra que tiene la clínica.

Este niño llego desde una pequeña localidad del norte de la provincia donde abunda la pobreza, su familia es de campesinos y hacheros. Es probable que la leucemia haya sido adquirida debido al uso de agrotóxicos que se esta haciendo en la zona por parte de productores que buscan expandir la frontera agraria para el cultivo de soja.

Según el relato del propio Ávila Vazquez, uno de los hijos del dueño de la Caraffa, y a la vez gerente del nosocomio lo llamo, en el momento de duelo por el fallecimiento de una niña que estaba internada, "para reprocharme y retarme muy enojado por haber comprado la Deltisona supuestamente sin autorización, vociferarme diciéndome que esto no se maneja como un almacén y tampoco somos una clínica de CARIDAD!"

Luego de eso, el mismo gerente le pidió que se comunique con el dueño para arreglar los términos de la indemnización. Una verdadera muestra de lo miserable que pueden llegar a ser los empresarios que lucran con la salud del pueblo.

Dejamos para los lectores de La Izquierda Diario el relato completo realizado en primera persona por Ávila Vazquez.

Ávila Vazquez logro notoriedad al encabezar equipos de investigación sobre las consecuencias del uso de agrotóxicos por parte de productores sobre la población cercana a los campos donde se aplican los mismos. En nuestra provincia hay zonas determinadas donde se han disparado los casos de cáncer y otras enfermedades.

Los casos más reconocidos son los de Monte Maíz y Barrio Ituzaingó, pero es una preocupación que atraviesa al conjunto de la provincia. Estas acciones que fueron combinadas con denuncias, le valieron la persecución por parte de las autoridades de la Facultad de Agronomía, ligada íntimamente al agrobussines quiénes intentaron abrirle un sumario a Ávila Vazquez.

Prueba del compromiso de Ávila fue la solidaridad que recibió reclamando contra su despido, no sólo en la provincia de Córdoba, sino desde todo el país y distintos lugares del continente, ya que este modelo de cultivo extractivista esta siendo exportado a todo el continente. Entre ellos se encuentran la concejala del Frente de Izquierda Laura Vilches, la legisladora jujeña y referente de la lucha medioambiental Natalia Morales y el diputado nacional Nicolás del Caño.

En el siguiente linkse pueden ver las primeras firmas y sumarse al pedido de restitución de Medardo Ávila Vazquez.






Temas relacionados

Córdoba   /   Agrotóxicos   /   Trabajadoras y trabajadores de la salud   /   Despidos   /   Ecología y medioambiente   /   Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO