×
×
Red Internacional

13M. Elecciones parlamentarias y de precandidatos presidenciales en Colombia

Este domingo 13 de marzo se elige en Colombia a los senadores del Congreso y los representantes a la Cámara. También se desarrollarán las elecciones internas de candidatos presidenciales por las tres coaliciones, el Pacto Histórico, la Coalición Centro Esperanza y el Equipo por Colombia.

Sábado 12 de marzo | Edición del día

Los comicios legislativos de este domingo serán seguidos por las presidenciales del 29 de mayo, y tendrán como trasfondo el estallido social más fuerte en los últimos años que hizo poner a Colombia en el marco de las rebeliones en América Latina, la crisis social por la pandemia producto de las políticas del propio gobierno de Duque y el recrudecimiento de la violencia que se ha cobrado la vida de miles de luchadores sociales y las masacres continúan.

Más de 38,8 millones de colombianos están habilitados para votar este domingo, en que se elegirá a la totalidad del Senado y de la Cámara de Representantes: 108 senadores y 188 representantes (diputados). Además, se eligen a los futuros candidatos presidenciales en una interna que se lleva a cabo simultáneamente de las tres coaliciones, Pacto Histórico, Coalición Centro Esperanza y Equipo por Colombia, que marcarán una fotografía política de cara a las elecciones presidenciales por los caudales de votos que obtengan.

La derecha y el progresismo son las dos tendencias que se encontrarán en las urnas. Los partidos tradicionales con diversos nombres como Cambio Radical, La U, Centro Democrático, Conservadores, Liberales y demás, intentarán ser nuevamente la mayoría en el congreso. Otro grupo que se muestra entre la derecha y el progresismo buscarán mantenerse o alcanzar alguna curul, partidos como Alianza Verde, Nuevo Liberalismo, Alianza Social Independiente. El progresismo que recoge partidos como Colombia Humana, El Maíz, El Polo Democrático, La Unión Patriótica entre otros, se ha enfocado en llamar a elegir sus candidatos al Congreso y candidate presidencial en una campaña conjunta para aumentar el número de votantes.

En cuanto a la composición de las coaliciones políticas en las que se disputan los precandidatos se tiene al derechista Equipo por Colombia con precandidatos entre los que figuran el exalcalde de Medellín Federico Gutiérrez, del movimiento Creemos Colombia; el exalcalde de Barranquilla Alejandro Char, quien participa bajo el lema País de Oportunidades; el exalcalde de Bogotá Enrique Peñalosa, del Partido de la U; el senador David Barguil, del Partido Conservador; y la congresista Aydeé Lizarazo, del movimiento MIRA.

Están los que se organizan en la coalición Centro Esperanza y compiten como precandidatos el exalcalde de Medellín Sergio Fajardo, de la Alianza Social Independiente (ASI); el exsenador Juan Manuel Galán, del Nuevo Liberalismo; el congresista Jorge Enrique Robledo y el exgobernador de Boyacá Carlos Amaya, ambos avalados por el partido Dignidad; y el exministro de Salud Alejandro Gaviria, a quien le fue avalada su candidatura mediante la recolección de firmas.

En la coalición del Pacto Histórico recoge a partidos como Colombia Humana que lleva a Gustavo Petro con las mayores expectativas y quien ha buscado capitalizar buena parte del descontento contra el Gobierno y el uribismo, pero quien para hacerse más potable ha establecido alianzas haciendo un corrimiento al centro.

En el Pacto Histórico también se presentan como precandidates presidenciales la lideresa social Francia Márquez, del Polo Democrático; la representante indígena Arelis Uriana, del Movimiento Alternativo Indígena y Social (MAIS); el exgobernador de Nariño Camilo Romero, de la Unión Patriótica y Alianza Democrática Amplia (ADA); y el líder religioso Alfredo Saade, también de ADA.

Como novedad este año se elegirán 16 curules asignadas a las víctimas directas del conflicto armado, la cuales fueron pactadas en el Acuerdo de Paz firmado en 2016 entre el gobierno de Juan Manuel Santos y la exguerrilla de las FARC. En esta elección participan los habitantes de las zonas rurales de 167 municipios que hacen parte de la Circunscripciones Transitorias Especiales de Paz (Citrep).

De acuerdo con los sondeos el Congreso no tendría mayores cambios. El diario El Tiempo publicó una encuesta financiada por el mismo medio en la que afirma que “la encuesta Percepción País, realizada por Guarumo y EcoAnalítica y que consultó las preferencias electorales de 2.345 ciudadanos en las regiones más pobladas del país, muestra que el Partido Conservador sería la fuerza política más votada”. Esta misma encuesta pone en segundo lugar al partido Liberal con el 14,2 % seguido del Centro Democrático con el 12,2%, el partido del expresidente Álvaro Uribe.

En otra encuesta realizada en febrero por la firma WAA (William Acero Arango) en Bogotá, se posesionan candidatos del progresismo como Gustavo Bolívar por el Pacto Histórico, Mabel Lara del Nuevo Liberalismo, y otros de partidos de derecha como Caterine Ibarguen del Partido de la U, Miguel Uribe Turbay del Centro Democrático, Efraín Cepeda del partido Conservador.

Asimismo, las consultas internas de las coaliciones, Pacto Histórico, Centro Esperanza y Equipo por Colombia mostrarán el panorama electoral de mayo en el que será la primera vuelta presidencial. Retomando la encuesta de Invamer del mes de marzo, el Pacto Histórico sería la coalición más votada y el candidato más votado sería el progresista Gustavo Petro. Por el Equipo por Colombia ganaría Federico Gutiérrez y por Centro Esperanza, Sergio Fajardo.

Las encuestas han mostrado un determinado panorama electoral, sin embargo, ya se sabe de diferentes fraudes y artimañas para mover la balanza de los resultados electorales como se ha denunciado sobre situaciones en centros de votación en el exterior o en el propio país. Así como también de amenazas a candidatos a los curules víctimas del conflicto armado y la renuncia de 18 candidatos en las provincias de la Guajira y el Cesar.

Además, se conoce que en algunas regiones del país se está realizando la usual compra de votos a cambio de bonos que equivalen a un plato de comida. También se sabe que en la preparación de jurados de votación se está solicitando por parte de los funcionarios de la Registraduría General de la Nación que se deje en blanco los espacios en los que no se ubican números en vez de marcar una raya o un asterisco para evitar fraudes como los que se presentaron en las elecciones presidenciales de 2018, en los que muchos formularios en los que se reúne la información de las mesas fueron repisados y alterados aumentado los votos por Iván Duque.

Sin cambios contundentes en el congreso, con muchas posibilidades de un movimiento presidencial hacia el progresismo que puede llegar a alianzas con sectores de derecha para ganar en primera vuelta. Los resultados de las elecciones del 13 de marzo determinará quién controlará el Congreso de los próximos cuatro años y las posibilidades de los candidatos a la presidencia, así como las alianzas entre políticos.

Amén de algún discurso progresivo, es claro que ninguna de las fuerzas políticas representa un cambio estructural y político a favor de las mayorías obreras y populares. Toda la gran mayoría de los partidos, incluyendo al propio Gustavo Petro buscaron que la gran rebelión social iniciada en el año 2019 se encauzaran por la vía electoral. Pusieron sus fuerzas en este desvío político que no solo impidió que se le torciera el brazo a Duque imponiendo las demandas de la juventud, las mujeres y los trabajadores, sino que implicó una represión y persecución a los sectores que seguían protestando que incluyó muertos, heridos y detenidos. Sobre esa sangre derramada y la persecución a las y los luchadores es que allanaron el camino hacia las elecciones de este año, y es por eso que, más allá de los resultados electorales de este domingo, la conquista de las demandas populares, seguirá dependiendo de la lucha en las calles.

Te puede interesar: La carrera por las elecciones presidenciales y parlamentarias en Colombia


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias