Mundo Obrero

MUNDO OBRERO

Como Menem en los noventa: 2020 arrancaría sin paritarias y con aumento por decreto

El flamante gobierno negocia con la CGT y los empresarios un aumento por decreto, no remunerativo y universal. Como hizo Menem, se suspenderían las paritarias, al menos en el arranque de 2020.

Viernes 6 de diciembre de 2019 | 13:19

Las negociaciones comenzaron la semana pasada pero la “mesa chica” de la CGT ya estaría de acuerdo en aceptarla propuesta. No esperabas que te pregunten tu opinión, ¿no?

La propuesta del gobierno de Alberto Fernández sería postergar las paritarias del 2020 para acordar una suma fija, no remunerativa, para trabajadores privados y estatales (bajo convenio). Con el argumento de “reactivar el consumo”, Fernández apelaría a un mecanismo “noventista”. Fue Menem quien suspendió las paritarias salariales. Duhalde continuó con los aumentos por decreto y lo hizo Néstor Kirchner en su primer año. Parece que Fernández, que se promociona como “el primer nestorista”, arranca deshonrando su “legado”.

"Menem lo hizo" decía la recordada publicidad electoral del riojano en su última campaña presidencial.

Según adelantó Ámbito Financiero, “se trata de un gesto del sindicalismo tradicional destinado a aceitar la conversación con el empresariado con vistas a un eventual congelamiento de precios y salarios”. Ese es el objetivo principal del Pacto Social que propone el nuevo gobierno. La suspensión de las paritarias ayuda a entender qué significado tiene ese “pacto”. Evitar que las expectativas de la clase trabajadora para recuperar lo perdido queden sujetas a un acuerdo entre cuatro paredes entre las cupulas sindicales, el gobierno y los empresarios.

Según los diarios económicos, el gobierno podría emitir dinero para inyectar al consumo.

La UIA, como era de esperar, ve con buenos ojos la propuesta. Según declaró Daniel Funes de Rioja a La Nación, “es cierto que se está evaluando un aumento de estas características para los trabajadores bajo convenio. Sería a cuenta y en cuotas, pero todavía no está definido”.

Los empresarios además recibieron con alegría el compromiso del “flamante” gabinete de que no habrá medidas para proteger a los trabajadores contra el despido, como una doble indemnización.

Si quienes votaron al Frente de Todos esperaban empezar a recuperar lo perdido cuando asuma el gobierno, los primeros gestos no pueden más que desilusionarlos. Al reclamo salario lo van a “blindar” para evitar que se desaten conflictos para recuperar el salario real. Pero al mismo tiempo no se van a “blindar” los puestos de trabajo.

En criollo: Macri se va pero el ajuste parece que sigue.

Hoy la mitad de los trabajadores y trabajadoras registrados cobra un promedio de 28 mil pesos, muy lejos de la canasta familiar que supera los 40 mil. Pero además hay un 30% de trabajadores no registrados, que no serían beneficiarios del aumento por decreto.

En el último año los registrados perdieron un 12% de poder adquisitivo. En el caso de los no registrados esa sumar fue del 16%.






Temas relacionados

Alberto Fernández   /   CGT   /   Cristina Fernández de Kirchner   /   UIA   /   Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO